Archivo | Comunicación RSS for this section

Community Manager

Ya va a hacer un mes que estoy trabajando como becaria en la gestión de redes sociales, y ya va siendo hora de que le dedique un post a este curioso oficio. No les voy a negar que al principio tuve mis reticencias, ¿vale la pena? ¿o debería centrarme en lo mío? El periodismo, sobre todo la prensa, son mi pasión, mi sueño.

No obstante, este trabajo me ofrecía unos caramelos muy dulces: un horario conveniente que me permite compaginar con la universidad, y la permanencia en mi sector, que es la Comunicación, aunque en este caso desde la perspectiva del Marketing, es decir, donde el interlocutor no es audiencia sino nicho de mercado. Se trataba de un trabajo relacionado con todas mis aficiones predilectas: leer (posts de bloguers y noticias especializadas), viajar (porque las comunidades a gestionar eran comunidades online de viajeros) y escribir (por la perspectiva de colaborar en un blog que aún está en proyecto).

A día de hoy puedo decir que estoy satisfecha y confío que todo lo que esté aprendiendo me sirva para aplicarlo en el futuro como periodista (por el futuro cada vez más online de la prensa) o como comunicadora cuando encuentre mi lugar en el mundo laboral.

Ya puesta en materia, la primera duda que me surgió fue la definición de mi papel. ¿Qué es un Community Manager? ¿Qué tareas realiza y cómo lo hace? Aún hoy estoy procesando el concenpto así que para explicarles recurro a este link.

Mi gran descubrimiento hasta ahora ha sido Twitter. Me he tenido que ir familiarizando con conceptos como ruido, hashtag, tweet, RT, followers, trending topic, #ff, troll, etc. que no formaban parte de mi vocabulario. Pero sin lugar a dudas lo más importante que he conseguido es que el límite de los 140 caracteres no sea un obstáculo y adquirir la habilidad de decir lo mismo con menos palabras.

He descubierto, además, que la red social del pajarito es un medio de información, más profesional, más centrado en un fin (informar, reivindicar…) donde es muy fácil que millones de personas que no se conocen de nada acaben conectadas mediante un #. Facebook, sin embargo, se centra más en el branding personal y la comunicación es más directa, más de tu a tu.

Además he aprendido a utilizar herramientas de monitorización como Klout o SocialBro, para descubrir cuál es la mejor hora para escribir o cómo cada interacción y cada tweet tienen un impacto positivo o negativo.

He explorado las ventajas e inconvenientes de Paper.li, Delicious, Vimeo, Flickr, Tumblr (nueva plataforma de Obama, por cierto), y he desempolvado mis conocimientos sobre el paquete Office, Outlook, PowerPoint, Word pero, sobre todo, de Excel y sus gráficos y fórmulas.

Además, me he hecho con el manejo de Google Reader, bit.ly, Google URL Shortener, Whathashtag, Google Alert o Social Mention y otras herramientas que, hace nada, eran grandes desconocidas para mí.

He descubierto como funcionan las páginas de Facebook, aplicaciones como la creación de cuestionarios, tácticas como la realización de concursos y la observación del comportamiento de la competencia.

En Twitter, como todavía ando en pañales, empiezo aprendiendo de mis propios tropiezos porque eso sí, han tomado la precaución de tenerme bajo tutela. Ahora se lo que significa en la práctica eso de que hay que tener un perfil claro y ser estable en el tipo de publicaciones que se ofrece; y no pasarse de rosca con la temática, que el sensacionalismo no entra dentro de los mandamientos del Marketing. Leer bien lo que dicen nuestros seguidores y mantener la calma en caso de posible conflicto. Releer algunas respuestas antes de publicarlas. Por lo general, no borrar lo que se dice y disculparse ante los errores…

En resumen, ha sido un mes productivo, de mucho aprender. Por eso, si alguien está en la misma situación en la que estaba yo hace un mes cuando me encontré con esta nueva manera de hacer prácticas, les diría que adelante. Todos los sectores de la comunicación están en proceso de cambio ahora y es más que probable que alguna de las habilidades o conocimientos que se puedan adquirir trabajando de Community Manager sean de utilidad en el futuro cercano en cualquier ámbito de la Comunicación. Unas prácticas de Community no sustituyen a unas de Periodismo, pero sí que pueden ser complementarias.

Soñado, soñando…

A sólo un día del examen que puede acercar el destino soñado a la yema de los dedos. Qué bello es imaginar que entonces, estos 5 años de estudiar ¿Qué es información? se traducirán en el objetivo de todos nosotros, que es producirla, manipularla (en el buen sentido), formar parte de ella. Recortes de periódicos por todas partes y muchos nervios.
Escribir y viajar… escribir y viajar… Y se me dibuja una sonrisa.

A los que, como yo, tengan una cita mañana a las 11 con Efe-LaCaixa, ¡Mucha suerte!.

Microrrelato

El País ha organizado un concurso de microrrelatos y cada domingo ha ido publicando una selección en su magazine (El País Semanal). Les copio por aquí mi preferido:

“Verano de parados indignados. Mi cuñado era camionero y lo echaron. Ahora toma el sol en un solo brazo. Es un romántico.” (Mireia Sala)

Las relaciones en la era digital

Qué lejanos quedan los tiempos de nuestros abuelos en materia amorosa. Por poner un ejemplo, en el caso de mi propia abuela, que se llamada Trina y presumía de haber sido Miss en sus años mozos, tenía un marido pescador que de tanto en tanto se marchaba a África y allí permanecía muchos meses, e incluso años. También combatió en la Batalla del Ebro, y eso le marcó de por vida; además, decía que la risa era un invento del diablo. El caso es que a mi abuela le tocaba a parir los hijos en tandadas, con una brecha generacional importante, dependiendo de los periodos de vida matrimonial o de marido ausente.

Ahora la ausencia es una privación que se siente sólo a medias, porque las lentas epístolas de antaño se han transformado en rápidos emails y sms que no conocen de fronteras. El recuerdo se apoya en imágenes, cientos, millones de imágenes, que colapsan la red, y la memoria de nuestras cámaras digitales. Además, el Facebook y el Tuenti, así como el Skype y los Blogs nos permiten estar al tanto de lo que ocurre en la vida de esas personas que nos cruzamos en algún momento de nuestras vidas, y que se encuentran en la distancia. De alguna manera, nos sentimos partícipes de la vida de los otros, por el simple hecho de ser capaces de comentar alguna foto o poner “me gusta” en sus comentarios. ¿Es algo malo? En mi opinión no, es muy ventajoso. Cuando la vida te vuelva a cruzar con esas personas muchos más temas de conversación, porque no habrás perdido del todo la confianza.

Hace ya un tiempo un señor de Barcelona contactó con mi abuela. Iba en busca de mi padre, que había sido compañero suyo en la mili. Apenas sabía de él su dirección y quiso saber qué era de su vida, después de tantos años, aprovechando que estaba de vacaciones con su familia en Lanzarote. Al final, se encontraron y quedaron otro día para tomar un café. “¿Qué ha sido de tu vida” era la pregunta. Una pregunta demasiado ardua cuando se ha perdido completamente el contacto durante décadas. Al final, la conversación se centró en rememorar anécdotas de la vida en el cuartel (tráfico de relojes y cigarros baratos desde Canarias, por ejemplo; o borracheras o excursiones a los pueblos vecinos en busca de mozas). ¿Cómo serán este tipo de reencuentros en la era Facebook? ¿No es, acaso, al menos un poquito, como si hubiéramos seguido formando parte de la vida de los otros?. Confío en que una de las cosas buenas de las redes sociales es permitirnos detener el proceso de desconocimiento de las personas de nuestro entorno cuando nos movemos de sitio. (Siempre teniendo en cuenta, obviamente, que las redes sociales no son un retrato objetivo de nosotros mismos, sino un espacio auto-marketing con contenidos seleccionados)

Ahora bien, aparte de las bondades que las redes sociales podrían tener para mantener las amistades que a base de tiempo hemos ido adquiriendo pero que ahora no podemos mantener en el mundo real por cuestión de distancias; ¿qué pasa con el amor?. Ya se pueden leer en un montón de sites un nuevo término grandilocuente que hace referencia a los nuevos rituales sociales en materia amorosa:Virtualización de la afectividad. Lo que vienen a decir es algo que todos nosotros, la generación que ha visto al mundo dar el salto de la era analógica a la era digital, hemos observado que la mejor vía para ligar es el sms, la primera impresión de las personas es la que tenemos a través de los perfiles de Facebook, la gente se enamora por Internet, encuentra estímulos sexuales a través de Internet, llora y ríe a carcajadas a través de Internet, encuentra sus parejas a través de Internet e incluso descubre infidelidades y rompe relaciones a través de la red. Somos capaces de sentir una emoción tan intensa y tan real como es el amor cuando estamos en frente de nuestra pantallita de ordenador. De pronto nos olvidamos de que estamos solos frente a la máquina y tenemos la ilusión de conectar con la otra persona.

Si en las películas de antaño, y con toda probabilidad en la vida real, el amor se mantenía vivo gracias a la fantasía, ahora el hilo que separa los sueños de futuro del olvido está compuesto fundamentalmente de otra materia invisible; de ese código binario, de bits y de bites traducidos a ondas sonoras y texto e imágenes que viajan por la red, o vía satélite, hasta esa otra persona. Básicamente, nos ponemos taquicárdicos frente a la representación virtual, recompuesto en bits, del ser humano que nos trae de cabeza. A veces pienso que Platón se volvería loco si viviera en este siglo; ¿Qué es la realidad virtual? ¿Las sombras de las sombras de su célebre mito de las cavernas?.

En cualquier caso, la dimensión de una relación en el ámbito del virtual es completamente diferente a la del mundo real. Para empezar, con esto de la globalización y de la comunicación transfronteriza, tener a la pareja en la distancia se ha convertido en una especie de moda. ¿Estás con un muchacho de tu pueblo? Chica, eso ya no se lleva. . ¿Cuáles son los efectos secundarios se esta tendencia? Un uso creciente de Skype, ese popular sofware de videollamada.

¿Qué hacemos cuándo estamos con nuestras parejas en Skype? Hay parejas que han evolucionado hacia una cohabitación virtual, en la que ambos están conectados pero cada uno está dedicado a sus propias tareas (también, la mayoría de los casos, virtuales).
Pero en la mayoría de los casos, las conversaciones se centran en hablar, y hablar y hablar; sobre lo que se ha hecho en ese día, sobre algo que has visto o leído, sobre lo mucho que te gustaría moderle la nariz o hacerle el salto del tigre. Si has conocido a tu pareja y has habitado con ella en el mundo real, los comienzos por el Skype son bastante difíciles. El precepto indispensable para iniciar una conversación es tener algo de lo que hablar; en la vida real eso se soluciona poniendo una película, comiéndose una galleta, dando un beso, escuchando música o haciendo cosquillas. En el ámbito virtual el “hacer” queda mucho más limitado, y las palabras y los gestos toman el papel protagonista. Pero lo curioso es que también ocurre a la inversa, cuando nos reencontramos con esa persona, hay unos momentos de tensión en los que no se sabe qué decir y se siente cierta incomodidad, fruto de desacostumbrarse a la presencia física y el contacto. Es frecuente preguntarse, ¿Habrán cambiado las cosas? ¿Nos encontraremos diferentes? Pero entonces una broma, un abrazo, un gesto mucho tiempo antes conocido nos devuelve al último capítulo de nuestra historia, que curiosamente no será la última conversación de Skype, sino el momento en que nos dijimos adiós en el aeropuerto, o en la estación de trenes.

¿Conclusión? Aunque a través de las redes sociales se mantenga cierta conexión con las personas; en caso de relaciones muy estrechas la red no puede salvar los obstáculos de la distancia. Permite mantener relaciones transnacionales probablemente más tiempo del que sería posible si no existieran estas tecnologías, pero a la larga no es suficiente; no hay vida en común por muchas horas que se pasen frente a la pantalla. No se cómo lo percibirán ustedes, si opinan o no lo mismo que yo. Pero no me negarán que se han producido muchos cambios en los últimos años; y que son dignos de estudio.

———–

Esto no viene a cuento, pero me hizo gracia ->

Dinamarca y España: dos modelos de periodismo

Por si a alguien le despierta la curiosidad, dejo por aquí un trabajillo voluntario que hice el curso pasado y que analiza el modelo de periodismo danés frente al español:

Introducción

(…) . La información aquí presente ha surgido fundamentalmente de una fuente (apoyada por recursos online): Print and online newspapers in Europe. A comparative analysis in 16 countries. Este libro, además de completo y actual, me ha permitido ponerme en contacto con conceptos propios de la carrera en inglés con los que voy a tener que trabajar el próximo curso. Además, por un ejercicio mental de contraste, he podido comprender mejor de la realidad de los medios de prensa en España en relación con el modelo escandinavo.

Medios de prensa y medios online en Europa.

En el libro se nos alerta desde un principio que estamos trabajando con datos del 2003 y en algunos casos concretos del 2005, por lo que, debido al veloz desarrollo de Internet, podrían haber variado en mayor o medida los datos en comparación con la actualidad.
El primer periódico online surgió en el año 1995 y tan sólo una década después es dificil encontrar en Europa un periódico importante que no tenga su versión virtual.
Desde los años sesenta del siglo XX las empresas de prensa fueron digitalizandose paulatinamente, incrementando la velocidad en el tiempo de diseño de la página y reduciendo los costes previos a la impresión. Una vez que el periódico está digitalizado, distribuirlo por esta vía se convierte también en una opción. En los años setenta ya se experimentaba con periódicos-fax, viotexto y audiotexto. Todo esto sumado al avance en las tecnologías comunicacionales fue abonando el terreno para el posterior boom de los periódicos online.
Algunas cuestiones que se han venido planteando con respecto a este tema es el cambio de rol del periodista, las exigencias de la audiencia de más elementos interactivos en los periódicos, el cambio en los modos de hacer publicidad en los periódicos, así como la tendencia a los conglomerados mediáticos o mediafusion.
Es recomendable tener en cuenta al abordar este, o cualquier otro aspecto del fenómeno Internet, su tendencia creciente a la comercialización. Tenemos el ejemplo reciente de The New York Times que ha afirmado que a partir de enero del próximo año 2011 va a empezar a cobrar a sus lectores por el acceso a sus contenidos online.
Como desarrollaremos más adelante, el mayor o menor auge de los medios online frente a los impresos en cada país europeo está condicionado por numerosas variables económicas, culturales, hábito de lectura, etc.

Las principales diferencias que percibe el lector son las siguientes:
• Del tacto de papel del periódico al pasar las páginas se pasa a un click del ratón y a leer las noticias en pantalla.
• Las noticias, que en cierto sentido estaban vinculadas y aparecían por secciones en el periódico tradicional, aparecen de forma autónoma en la versión online. El usuario decide qué quiere ver según sus intereses.
• La publicidad, anclada en algunas páginas de los periódicos, se hace casi omnipresente en las versiones online.
• Las noticias de los periódicos online suelen estar estructuradas de forma que permitan una lectura más rápida.
• Probablemente el target group es distinto. El periódico online es el preferido de las nuevas generaciones y, cada vez más, de generaciones anteriores que poco a poco se van integrando en a la ciberealidad.
• De la combinación texto-fotografías en el periódico tradicional se pasa a la convergencia de todos los formatos en el periodismo cibernético, donde el texto se integra con la fotografía fija y en movimiento y el audio.
• Los periódicos en papel suelen tener una distribución más modesta, local, regional o nacional, mientras que los periódicos online están disponibles desde cualquier parte del mundo siempre que se cuente con un ordenador con acceso a Internet. Esto no quiere decir que se pierda el modelo de periódico local, su contenido no es el que varía sustancialmente sino su potencial difusión y acceso a nivel global.
• La distribución online es mucho más barata que la física para la empresa informativa productora.
Hay que tener en cuenta que hay una mayor “cultura del periódico” en los países del norte de Europa que en los del sur, donde nos encontramos nosotros. En las economías fuertes los periódicos suelen tener un mayor número de lectores. También son factores positivos la estabilidad política, el alto nivel educativo y una buena situación laboral (bajos índices de paro). Los citados factores son más determinantes que el hecho de dedicar tiempo también a otros medios como la televisión o la radio. Así, por ejemplo, tanto en Suecia como en Italia tres cuartas partes de la población ve la televisión a diario; no obstante, mientras en Suecia la proporción es similar en cuanto al uso de periódicos como medio de información diaria, en Italia apenas lo hace un cuarto de la población.
Los países escandinavos, con Dinamarca a la cabeza, seguido de Finlandia y Suecia, se caracterizan por una alta penetración de Internet a la vez que se mantiene un alto número de lectores de prensa y el mercado publicitario distribuye sus ingresos entre los periódicos en papel y los online. España se encuentra en el último puesto de los países estudiados, por detrás de Grecia, Italia y Portugal, países que se caracterizan por un mayor uso de la televisión como fuente de noticias y una baja inversión publicitaria en los periódicos, tanto en papel como online. Por lo tanto, al contraponer España a Dinamarca nos encontramos no sólo con dos modelos de sociedad distintos sino con dos formas de ejercer el periodismo y de consumir información, si no antagónicos, muy diferenciados.

El desarrollo de los periódicos digitales.
Los periódicos online están insertos en un contexto potencialmente cambiante. El modelo tradicional se basada en la reproducción en la red del modelo de periódico impreso pero como hemos visto, al citar en el apartado anterior las diferencias entre una y otra forma de generar un periódico, esto ya no es así. Han aparecido nuevos contenidos, nuevos servicios, nuevas formas de escribir noticias e incluso nuevas estrategias publicitarias, que al fin y al cabo es la principal fuente de financiación y, por tanto, de supervivencia, del periodismo escrito.
El papel del periódico como una especie de portero de fútbol de las noticias tiende a desaparecer.
Todo apunta a que su nuevo rol va a consistir en acercar a los lectores con los escritores o periodistas, Hay que tener en cuenta que en el universo de Internet algunos de los valores imperantes son la interactividad, la inmediatez, la personalización y la convergencia de medios o multimedia. Los usuarios deciden qué noticias son las que quieren conocer e incluso pueden cambiar su rol pasivo y llegar a convertirse en auténtico productores de contenidos. En conclusión, el desarrollo de periódicos digitales está abriendo la profesión a un mundo de posibilidades que no habían abierto previamente los periódicos en papel y se están planteando nuevas preguntas como: ¿Cuál es la función del periodista?; ¿Es necesario que siga ejerciendo un papel de mediador entre los hechos acaecidos y la sociedad?.
Teniendo en cuenta las facilidades con las que cuenta ahora la audiencia para acceder directamente a las fuentes de información que les den datos sobre aquello que les interesa. No obstante, probablemente siga siendo fundamental la figura del periodista en cuanto a su papel como fiable informador, que sólo publique información verídica y contrastada y que se haga eco de los diferentes puntos de vista en relación a un determinado asunto.
El resultado de todos los cambios que se han venido produciendo, y los que aún se están gestando, dependerá de la creatividad de los periodistas, los publicistas y los competidores, de sus estrategias de interacción, de las preferencias de la audiencia y, en definitiva, de la capacidad de todos éstos de dar una buena sacudida al estereotipo de medio impreso.
Tiene especial interés el fenómeno de individualización de la sociedad que se ha venido produciendo, que tiene como resultado una demanda de información más heterogénea. Esto convierte a los periódicos tradicionales en plataformas menos atractivas. El extremo de la personalización del mundo informativo encuentra su paradigma en el sistema conocido como daily me, con información completamente personalizada que llega a diario al usuario según las preferencias que éste mismo haya manifestado previamente.
Por otro lado, tiene lugar la expansión de la información a nuevas plataformas de acceso: teléfonos móviles, correo electrónico, SMS, I-mode, PDA, etc.
La perspectiva de personalización y noticias multimedia lleva a la pregunta sobre cuántos tipos diferentes de servicios pueden ofrecerse, a qué públicos van dirigidos y, consecuentemente una competición feroz. Unos se centran en captar nuevos lectores y otros en fortalecer el vínculo con sus lectores del formato papel, o ambas cosas a la vez.
Como vemos, con la llegada de los periódicos online se han producido significativos cambios en tres aspectos fundamentales: marketing, distribución y producción de noticias.

Dinamarca: Multiplicando noticias.
En 2003 Internet alcanzó en este país a los periódicos escritos, llegando a un 80% de la población ambos. Sin embargo, solo el 40% usaba Internet como una fuente de noticias generales incluso cuando las noticias online son bastante similares a las escritas sobre formato papel y con la consideración de que las de Internet son gratis. Los periódicos escritor lideran aún el mercado de las noticias debido a:
• su papel como principales proveedores de noticias para todos los medios.
• una profunda cultura de lo escrito.
No obstante los medios impresos tienen un menor alcance en los más jóvenes, que tienden a usar el servicio de Internet en busca de una selección individual de noticias, múltiples recursos e información útil tanto para uso personal como profesional.
Los medios impresos siguen siendo la principal fuente de noticias también en la plataforma Internet cuyos principales usuarios son los Servicios Públicos Nacionales de Información.
* Noticias para la clase media e individualizada del Estado del Bienestar.
Si miramos un mapa, Dinamarca es sólo un pequeño pedazo de tierra encima de Alemania. No obstante, en cuestiones de periodismo es cualitativamente muy valiosa. Después de la Segunda Guerra Mundial Dinamarca se ha volcado en la construcción de un Estado del Bienestar que ha dado como resultado una clase media relativamente homogénea. Aún la tendencia al individualismo no ha podido con las preocupaciones generales por cuestiones como la economía o asuntos de carácter social. El porcentaje de inmigrantes es bastante bajo en comparación con otros países europeos.
Paralelamente a esto se ha producido la evolución de los medios. Hasta finales de la década de los cincuenta del siglo XX los periódicos y las emisiones de noticias estaban controladas por el Danish National Broadcasting Corporation. En los sesenta incluyó un canal radio informativa y abrió su propio servicio de noticias en la televisión. A finales de los ochenta ya había dos canales de televisión, con un modo de financiación parcialmente publicitario. En la actualidad (al menos en 2003) se están haciendo intentos por privatizar la TV2, infructuosamente. Hay unas cuantas radios y televisiones comerciales sin mucha importancia en el mercado nacional de noticias.
Con los medios electrónicos establecidos los periódicos tuvieron que reorientar su rumbo. El número de periódicos independientes cayó de 123 en 1940 a 30 en 2003 (sin tomar en consideración los diarios gratuitos). Paralelamente, se han ido perdiendo los lazos ideológicos. En 2003 la circulación total de diarios era de 1.86 millones, un incremento con respecto al año anterior que se achaca precisamente a la llegada de los diarios gratuitos. Todavía el 80% de la población lee periódicos impresos, por lo que tienen un rol fundamental en la sociedad y una gran capacidad para dirigir la opinión pública, al tiempo que encarnan el principal medio productor de noticias.
El mercado nacional de noticias está dominado por dos cadenas de televisión y tres diarios:
Berlingske Tidende– fundado en 1749 y publicado en Copenhaguen. Tendencia conservadora. Desde
el año 2000 pertenece a la compañía Noruega Orkla, con actividades e intereses empresariales
alrededor de todo el mundo.
Politiken– fundado en 188 y publicado también en la capital. Tendencia liberal y social-demócrata.
Pertenece a un grupo mediático que publica también un tabloide y que ha estado inmerso en
negociaciones de fusión con el Jyllands-Posten. Es el principal competidor del Berlingske Tidende.
Morgenavisen Jyllands-Posten– fundado en 1871 y publicado en Aarhus, la segunda ciudad más
importante del país. Empezó siendo un periódico de provincia de tendencia derechista pero se
reorientó hacia una línea liberal-conservadora.
Además de éstos, que son los tres grandes, hay otros pequeños periódicos nacionales, principalmente de orientación cristiana, de negocios o intelectual. Además, al igual que en España, hay diarios gratuitos en las principales ciudades, por ejemplo Metro Express.

Aparte de unos pequeños periódicos dirigidos a un público inmigrante y a la minoría alemana del sur de Jutlandia, todos los periódicos son publicados en danés. Hay unos pocos periódicos regionales, con una más bien modesta influencia y circulación. Nada menos que el 60% de todos los periódicos impresos es distribuido por el método de reparto a domicilio, el 20% por correo y sólo el 20% vendido en kioskos u otros establecimientos de forma singular.

*Incremento de la presencia de Internet.
En los últimos años han surgido nuevas fuentes de información, eso sí, aún minoritarias: diarios gratuitos, servicios de noticias del teletexto, emisión digital de programas de radio, etc. También, como hemos venido tratando, la aparición de los diarios digitales. La tendencia es que se genere una demanda cada vez mayor de noticias cortas, tan rápido como sea posible, y una tendencia marcada hacia la especialización por la creciente fragmentación de públicos. Esta tendencia se ha generalizado a todos los medios, así, las televisiones ofrecen más servicios informativos y las radios tienen emiten un servicio de noticias corto cada cuatro horas.
El acceso a Internet desde casa o desde el trabajo se ha incrementado a pasos agigantados. Por sólo poner un ejemplo, alcanzaba el 73% de la población en el año 2000 y ya el 83% en 2004. La deducción de impuestos permite que las empresas costeen a sus empleados una conexión de banda ancha pero en el ámbito privado lo más común sigue siendo el módem simple.
En Internet las páginas de información más visitadas son las vinculadas a los tradicionales medios de comunicación, con pocas excepciones. Infopaq es una de ellas, con una plantilla de sólo seis periodistas trabajando. También hay una agencia de noticias importante a nivel nacional, Ritzau.
No obstante, los periódicos digitales están bajo presión. Encuentran competidores, por ejemplo, en las páginas web de las principales televisiones que también ofrecen noticias de texto. También resulta preocupante el decrecimiento en la circulación de periódicos en formato papel (un 7% menos en 2004 tomando como referencia el año anterior) aunque a pesar de ello siguen manteniéndose a la cabeza de Europa en cuanto a lectores de periódicos clásicos.
Los periódicos digitales se han visto envueltos en alianzas con páginas de alto tránsito de diversa índole (trabajo, coches, etc.) También son compañeros en la principal web de artículos para la mayoría de los periódicos daneses: Infopaq

* Otras consideraciones a tener en cuenta para entender el modelo de prensa danés.
Por lo general la estructura y la presentación de los periódicos digitales no difiere mucho de su coetánea en formato papel. Obviamente las portadas van a ser diferentes, presentando el periódico en papel el clásico desfase de tiempo de un día con respecto a su versión online, donde la información se mantiene actualizada constantemente, a tiempo real. Por poner un ejemplo de la pérdida de valor de una noticia según pasa el tiempo, de las quince noticias más leídas en la versión digital de Politiken a las 9.00 am sólo quedaban siete a las 8.00 pm.
Los elementos multimedia aún son usados de forma modesta por los periódicos digitales. Lo más habitual son pistas de audio o videos colocados con la intención de que sirva de suplemento a alguna noticia escrita.
En cuanto a interactividad, se potencia la relación lector-periodista y lector-comunidad de lectores a través de los foros de debate.
La mayoría de sus periódicos digitales, que en su versión impresa subsisten gracias a las suscripciones y los anuncios comerciales, ofrecen sus contenidos de forma gratuita en la red, al menos parcialmente. Así Jyllands-Posten que hace un cargo por acceder a noticias que no aparecen en portada y que requieren suscripción y Berlingske Tidende ofrece una replica de su periódico en formato papel para descargar, previo pago. La tendencia es a comercializar los periódicos digitales.
Los periódicos impresos tienen ocho veces más publicidad que los online, pero es un mercado en expansión. Además abunda la autopromoción de la propia prensa hacia sí misma.

* Conclusiones:

1. Los periódicos se están adaptando a la red pero todavía se encuentran en una especie de fase experimental, probando sus posibilidades y recursos.

2. Hay puntos en común. Es rara la composición hipertextual en las noticias de los periódicos daneses en la red (aunque puede aparecer algún links que permita contextualizar la noticia). Las noticias de la web son similares a la del formato papel. La principal afluencia de usuarios a los periódicos digitales es la hora de comer, una reminiscencia de la cultura escrita.

3. Hay herramientas para la interactividad pero el periodismo digital se está desarrollando más como un mediador entre las noticias y los servicios que como un espacio para la opinión pública.

4. La prensa se dirige, a diferencia de la televisión, a un público manifiestamente nacional, adulto y de clase media.

5. La prensa escrita está sufriendo un lento pero continuo declive. El motivo quizás sea porque no está siendo capaz de adaptarse a una emergente clase media, más individualista, y sobre todo no ha tenido en cuenta las demandas del público más joven.

6. Para sobrevivir, la prensa tiene que incorporarse a la organización narrativa e informativa y las formas apropiadas para mantener su presencia en la red, con un modelo de negocio para todos.

• Diferencias y convergencias entre la prensa española y la danesa. Algunas claves.
Desde el libro, España se muestra como un país de paradojas. ¿Cómo es posible que, siendo uno de los países con más bajos índices de lectura en Europa encabece la lista en el número de cabeceras que mantiene?.
Se destacan como los periódicos más importantes El País, El Mundo y La Vanguardia, aunque también menciona los gratuídos (Metro, 20 minutos) que se encontrarían entre los más leídos sólo superados por el popularísimo Marca.
Por resumir brevemente las diferencias más reseñables entre España y Dinamarca en cuanto a prensa
encontramos:

✗ Mientras Dinamarca tiene unas pocas cabeceras España es uno de los países con más periódicos de Europa (nacionales, regionales, etc.)

✗ A pesar de lo anterior, Dinamarca cuenta con un número mucho mayor de lectores de periódicos y la prensa tiene un importante papel en la sociedad, cosa que no ocurre en España, donde la reina sigue siendo la televisión.

✗ En España ha habido una permeabilidad más rápida que en Dinamarca de Internet, en cuánto a su uso como fuente de información y noticias.

✗ En cuanto a estructura y presentación hay más diferencias entre la edición impresa y la digital de la prensa española que de la danesa.

✗ A diferencia de en Dinamarca, la prensa local española tiene bastante presencia en la red.

✗ En ambos países las posibilidades publicitarias y la posibilidad de cobrar por sus contenidos está desarrollándose.

Homofobia + racismo en clave de “humor”

El Ministerio de Industria ha puesto una sanción a Intereconomía por su anuncio de desprestigio del Día del Orgullo Gay, como siempre, imponiendo lo que ellos consideran “normal” y sacando las cosas de contexto. Preguntan, ¿Es ésta la sociedad que quieres? a la vez que se quejan de que se gaste dinero público en ésto y aduciendo que hay 364 días al año de orgullo heterosexual.

Alguien debería explicarle a estos señores que el día del orgullo gay es una especie de carnaval con alto contenido erótico por el hecho evidente de que se reivindica y celebra la libertad sexual de las personas. ¿Hay excesos? Pues los habrá, como en todas las fiestas. No se puede tomar este día como reflejo de lo que es el colectivo, de un modelo de sociedad.

Luego cabe preguntarse, “normal”, ¿Qué es lo normal? ¿Quién establece los límites de lo normal? ¿O es que les gustaría imponer su propio concepto de normalidad a todos los demás? ¿La normalidad es, entonces, una dictadura de las ideas y las formas de vida? Sinceramente, a mi mientras cualquier cosa que haga la gente con su vida no dañe la vida de otros, me parece normal.

En cuanto al gasto de dinero público, me parece que tienen parte de razón, pero se olvidan de que hay gastos mayores, como los de las ostentosas luces navideñas que dentro de poco empezarán a poner desde Agosto para celebrar la natividad de Jesús en un país donde las Iglesias están vacías.

Y en cuanto a que exista el día del orgullo gay… ¿Cuál es el problema con dejar un día específico para un colectivo castigado por la Historia, a los que se ha tachado de enfermos, se ha obligado a esconderse e incluso se ha encarcelado y matado, cosa que se sigue haciendo en unos ochenta países? Si nos ponemos en ese plan, ¿Anulamos el día de la mujer trabajadora, el día del niño, el día del medio ambiente y el día de la familia (que intereconomía aprovecha para bombardear al personal con anuncios sobre la familia “normal”, sin divorcios, sin abortos, hombre-mujer, y si me apuran, sin condones)?

He encontrado estos videos, que son bastante heavys, bastante radicales, pero que muestran lo que hay:

*Como añadido, Intereconomia denuncia que no se han interpuesto sanciones contra Cuatro, por ser un canal, dicen, de “ultraizquierda” (hay que joderse) por el video racista en que se imitaba a una niña paraguaya que vivía en un basurero. Si bien se trata de un programa de humor, me parece de pésimo gusto que se frivolice con un problema humanitario como es la situación de extrema pobreza en la que viven muchos niños. En fin, esta es la tele que tenemos:

Como atenuante sólo se podría señalar que al menos reflejan que situaciones parecidas de pobreza y abandono se viven en las afueras de la capital de nuestro país.

En los extremos del clima

Yo que me quejaba de que no había cosas que hacer en esta isla y resulta que en el intervalo de una semana, más o menos, ha venido Berto Romero (que me perdí por no afinar la vista con los cartelitos), vendrá el juez Garzón y hoy ha estado con nosotros el hombre del tiempo de Tele5: Mario Picazo.
En la modesta sala de la Sociedad La Democracia de Arrecife, el popular meteorólogo presentó en primicia En los extremos del clima, un programa que será emitido dentro de poco, aunque aún no se saben fechas exactas ni si será en Tele5 o en Cuatro. Vino con su familia y sus cinco hijos, lo que me hace reafirmarme en mi suposición de que el pago por las cosas interesantes que se organizan aquí es una semanita de hotel con todos los gastos pagados.
Supuestamente se trata de una fórmula innovadora, que comparte con su amigo y realizador Oriol Gispert. En mi modesta opinión, Picazo aparece un poco como Samantha Villar y un poco como El último superviviente, sí, sí, ese que come bichos y se bebe sus orines. De momento Picazo no llega a esos extremos, pero sí que enseña el culete en una escena en la que somete su cuerpo desnudo al shock de salir de una sauna a 90ºC para tirarse sobre la nieve, a unos -45ºC.
El programa piloto inicia lo que pretende ser una serie de episodios en los lugares con climas más adversos de la Tierra, pero centrándose en el factor humano. En este caso se han ido a la región habitada más fría del mundo, Saja, Rusia. El popular hombre del tiempo se embarca en una aventura por una carretera helada durante el invierno (desde septiembre hasta mayo) por la que no se puede circular en verano (nieve derretida, fango…). En ese contexto los móviles se quedan sin convertura y a menos que se cuente con un teléfono satélite, como no era el caso, se corre el riesgo de quedarse varado en medio de la nada y morir de congelación.
Se puede ver a Picazo montando en trineo, bañándose en un lago helado, pescando al estilo de los osos polares de los documentales (haciendo un agujerito en la superficie helada de un lago).
En una población de 900 habitantes, 1/3 son jóvenes y niños. Debido al frío, los recreos son en los pasillos del colegio, donde los niños corretean y dibujan el juego del teje. También hay discotecas, donde todos se conocen y, según dicen, por eso mismo es imposible ligar. Hay momentos de vodka, para matar el frío, de festivales de música de pueblillo con su particular Joselito, y su abuela que canta hasta que el micrófono decide dejar de funcionar. También cuenta con otros ingredientes curiosos como la señora que practicamente vive en la cocina y tiene por misión ofrecer alimentos energéticos a su prole, la niña adorable que moquea mientras sorbe la sopa o el interprete asiático que se queda dormido en cualquier parte.
Pero me quedo con algunos detalles curiosos. Por ejemplo, allá los termómetros son de alcohol, puesto que el mercurio se congela creo que a -30ºC (en este pueblo se ha llegado al record mundial de -71ºC). Las vacas se ordeñan en verano y la leche permanece congelada en bloques para irse usando durante el invierno. El único acceso por telecomunicaciones al “mundo exterior” es la televisión, donde sólo se ven unos pocos canales de televisión rusa. Usan guantes de perro y comen carne de caballo, incluso grasa de caballo a secas, y helados de mora, y unas infusiones frutales presuntamente afrodisiacas. Además tienen una especie de letrina como baño, bastante alejada de su casa, en la que se puede apreciar, en fondo del agujero, toda la porquería congelada. Y oigan, en su micromundo blanco y gélido, no parecían tener depresión, ni síndromes de esos que son tan típicos de nuestra sociedad postmoderna. Se veían incluso felices.
El toque de humor vino cuando el interprete, previo chutazo de vodka, le pregunta a Picazo si las mujeres españolas son tan calientes como se dice, a lo que el presentador respondió con una poker face. Las mujeres de allá, según sus hombres, son muy hogareñas y dedicadas al cuidado de la familia.
Por último, resulta interesante el detalle de que en ese lugar la tierra es gratis, en ese sentido, no existe propiedad privada hasta que cualquiera decide construir ahí una casa. En cuanto a la economía, al parecer usan bastante el trueque.
En la ronda de preguntas preguntaron por el cambio climático. Picazo contestó que, si bien todos los fenómenos que los medios achacan al cambio climático no son fruto de éste, o al menos no hay evidencias científicas que lo demuestren, sí que existe. Por ejemplo, en el lugar de Rusia donde se desarrolla el programa los habitantes han notado un cambio en las estaciones. El verano se ha incrementado hasta tal punto que, de durar un par de semanas, ha pasado a durar un par de meses. Aunque, en su caso concreto, seguro que lo agradecen.

Interesante, entretenido y gratis. Y casi público. Qué triste, ¿no?.